PRODUCCIÓN - 3 claves antes de producir animación

PRODUCCIÓN

Desde que inicié mi carrera hace casi diez años hasta ahora muchas personas se han acercado a mi compartiéndome su interés por hacer producciones animadas, ya sea con el sueño de convertirse en productores de películas, series, cortos, videojuegos, aplicaciones o publicidad, la mayoría de ellos no tienen idea del trabajo que implica (ni, obviamente, del costo).

claqueta-de-cine.jpg

La realidad es que realizar una animación no es fácil en absoluto. A diferencia de lo que muchos podrían llegar a pensar, la animación es tardada, compleja y muy cara. Es por eso que quisiera compartir con ustedes tres puntos importantes de la producción que creo que son imprescindibles antes de comenzar:

1. Aprende el proceso clave

Si tu intención es convertirte en un productor de videojuegos necesitarás familiarizarte con el proceso del diseño de un juego. Si quieres hacer animación, toma un curso de animación que te permita primero hacer tu propio corto para comprender como se dividen las etapas. O si bien haz tenido la oportunidad de trabajar en la industria de la animación y sabes cómo se lleva a cabo la receta, entonces trata de aprender lo más posible sobre cada puesto de trabajo y de cómo les ha resultado más fácil coordinarse para cumplir con las entregas. (Recuerda que aún cuando hayas trabajado en cine o en otras artes antes, la animación merece su propia experiencia.)

2. Lee muchos libros de animación y cine

Cuando digo “muchos libros” hablo en serio. Existen miles de libros de arte, animación, cine y negocios que tendrás que comerte antes de producir. Cuando la obra final está lista y se lanza al mercado los errores de producción son los primeros en notarse: faltó presupuesto, no se coordinaron los tiempos, no funcionó el mercado, no se completaron algunas escenas, no se tomaron las decisiones correctas, no se llevó a cabo el proceso en el orden correcto, etc.

3. Ve documentales de animación

Si quieres darte una idea de cómo funcionan los mejores studios o de cómo los “grandes” lograron estar donde están, pasa tus domingos viendo documentales al respecto. La mayoría de las empresas han sacado su detrás de cámaras e incluso libros sobre cómo y porqué hicieron las cosas. Esto te beneficia porque en algunos casos te identificarás con problemas que ellos tuvieron y podrás tener una idea de cómo abordaron la situación y tuvieron éxito.

@isha_lia